Tinciones Especiales Histológicas

La principal herramienta y base del estudio microscópico de la patología quirúrgica es la tinción con hematoxilina-eosina de cortes histológicos obtenidos tras fijación del tejido en formalina, inclusión en parafina y obtención de cortes de 5 micras mediante un microtomo.

En la técnica de H&E., la tinción de los núcleos en azul con hematoxilina es seguida del contraste del citoplasma y varios componentes extracelulares en rojo con eosina.

Esta técnica permite un diagnóstico microscópico correcto de la mayor parte de las muestras remitidas al laboratorio.

Sin embargo, dicha técnica no puede responder a todas las preguntas que un determinado caso plantea en el plano del diagnóstico y es claramente insuficiente en cuanto a histogénesis, etiología o patogénesis. Como consecuencia, el patólogo ha buscado siempre técnicas adicionales para tratar de aclarar estas preguntas.

Coloquialmente estas técnicas se han llamado “especiales” simplemente porque se utilizan únicamente en circunstancias especiales.

I.-Tinciones  Especiales

De los cientos de tinciones especiales que figuran en los textos clásicos de técnica microscópica, el patólogo quirúrgico encuentra unas pocas realmente útiles hoy en día. Especialmente desde la generalización del uso de la inmunohistoquímica.

Las más usadas son las siguientes:

  1. PAS (periodicacid-Shiff)
  2. Tinciones para microorganismos
  3. Tinciones argentafines y argirófilas
  4. Tinción de amiloide
  5. Tinción de reticulina
  6. Tinciones tricrómicas
  7. Tinciones para hemosiderina (Perls)
  8. Tinciones para calcio (vonKossa)
  9. Tinción de Giemsa
  10. Fibras elásticas